Imagen:Decenas de alumnos de la Escola Oficial de Idiomas recibieron ayer sus clases al aire libre como medida de protesta contra la Xunta

Calle Real: aula improvisada


Las paredes de las aulas de la Escola Oficial de Idiomas de Ferrol se derrumbaron ayer durante unos minutos en lo que fue un nuevo acto de protesta por la circular remitida este verano desde la Consellería de Educación con la nueva organización de los horarios lectivos. Profesores y alumnos del centro cogieron las sillas, los libros y los bolígrafos y cambiaron su lugar habitual de estudio por los adoquines de la calle Real. Así de contundente fue la tercera medida reivindicativa después de secundar una huelga en septiembre y de pasar 48 horas encerrados en el interior de la escola el pasado octubre.

Hasta seis grupos llegaron a coincidir en la clase al aire libre que ocupaba el tramo de la calle Real frente a la fachada del centro educativo. Cerca de un centenar de alumnos, dirigidos por sus respectivos profesores, se entregaron a los idiomas sin soltar los abrigos e intentando sacar algo de calor haciendo grupo. La escena, que se alargó hasta las once y media de la mañana, volvió a repetirse por la tarde durante una hora. Si con ello la Xunta no se echa atrás en la puesta en marcha de la circular, explica Mauricio Castro, profesor de lengua portuguesa, en enero tendrá lugar una marcha desde Monte do Gozo a la Plaza del Obradoiro.

Lo de Natalia Corbillón es vocación. Esta ourensana de 25 años y estudiante en Esteiro de Diseño Industrial se ha hecho con el primer puesto de la segunda edición del Premio de Narrativa Mallorca Fantástica con su relato El amante fiel. Lo suyo son las letras -hace tres años publicó la trilogía Los hijos de Gea. En algún lugar de Orión-, pero sabe que de la escritura es complicado comer y por eso pretende lograr un sueldo con los estudios universitarios aunque desearía hacerlo relatando historias. Einsa como ejemplo. Y para terminar, anunciamos que hoy se presentará en el Hostal de los Reyes Católicos de Santiago de Compostela el libro El virus del progreso, del economista y periodista Gonzalo Fernández. En él analiza diez casos de modernización y desarrollo de empresas entre las que se encuentra Einsa y su presidente Carlos Martínez, nacido en Pontedeume. Compartirá páginas con empresas como Google, Microsoft e Inditex, entre otros.

Votación
6 votos
Etiquetas
Huelga Inditex Xunta de Galicia Microsoft Mallorca Santiago ciudad Ferrol ciudad Einsa Comarca de Ferrolterra Pontedeume Consellería de Educación Comarca de Santiago Comarca do Eume Monte do Gozo