Jairo Fariña, campeón de España de «Call of Duty»: «En semanas de liga puedo echarle 6 o 7 horas diarias»

Jairo Fariña Mallón (Noia, 1998), conocido en el mundo de los eSports como Jairo, es el entrenador de League of Legends del Team Heretics, actual campeón de España de Call of Duty.

.

Redacción / La Voz 26/02/2017 05:00 h

¿Cómo fueron sus inicios en el mundo de los videojuegos?

Empecé a jugar a videojuegos a los 5 años en el ordenador de casa, hasta que me regalaron la Playstation 2. Jugaba a los juegos típicos de fútbol y baloncesto, pero había un juego que me gustaba por encima del resto, Football Manager. Jugué muchas horas a ese juego cuando tenía 6 o 7 años, aunque a ninguno de mis amigos les gustaba porque los partidos se simulaban y no se jugaban, todo dependía de tu táctica. Por esa época también jugaba online con mis amigos, desde siempre me ha atraído Internet.

¿Pensó alguna vez que podría acabar dedicándose a este mundo?

Siempre he querido ser programador de videojuegos o algo relacionado con este mundo. Estudio Ingeniería Informática en la Universidade de Santiago, pero los eSports me permiten mezclar mis dos pasiones: entrenar y los videojuegos.

¿Cuántas horas es capaz de dedicarle semanalmente al League of Legends?

Obviamente, depende de la semana que sea. En semanas anteriores a los playoffs y sin tener exámenes estoy todo el día analizando y preparando partidos, es mi trabajo. En semanas de liga y teniendo clase por la mañana puedo echarle 6 o 7 horas diarias.

¿Cómo se produjo su entrada en el equipo?

Antes de entrar en Heretics, trabajé como jefe de estrategia en G2 Vodafone y conseguimos ser subcampeones de España. Desde que empecé en esto, mi objetivo era dirigir un equipo en todos los aspectos, no solo en el plano estratégico, y cuando me llegó la oferta de Heretics para empezar a realizar estas labores no me lo pensé dos veces.

¿Qué opina del rápido auge de los eSports a nivel mundial?

Está creciendo imparablemente y ya acumula audiencias que rivalizan con eventos de deportes tradicionales. Creo que el avance es bueno y queda asentar un poco el sector y que la gente vea que no son jóvenes jugando a videojuegos, sino deportistas compitiendo en condiciones profesionales con sus cuerpos técnicos detrás.

¿Cree que llegarán a tener la importancia en países como España que tienen deportes como el fútbol o el baloncesto?

Quiero y espero que sí. En un plazo corto de tiempo es difícil que los eSports se pongan a la altura de deportes más tradicionales. Mis padres, por ejemplo, nunca han jugado a videojuegos y no entienden los partidos. Sin embargo, hoy en día todos los niños tienen móviles, ordenadores y han jugado a videojuegos alguna vez, por lo que cuando estos se hagan mayores verán los eSports como algo normal, similar al nivel de deportes tradicionales. En otros países ya ocurre así, con jugadores generando tanta expectación como estrellas del deporte o famosos.

¿Qué futuro a corto plazo le augura a su equipo?

Aunque el año pasado fui subcampeón de España, el proyecto de Team Heretics es empezar desde abajo para llegar arriba. Competimos actualmente en la segunda división española pero con un equipo muy competente, el objetivo entonces es claro: obtener el ascenso y volver a estar arriba, esta vez como entrenador. Un proyecto arriesgado y ambicioso pero al que no le faltará trabajo y esfuerzo.

Votación
2 votos
Comentarios