Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Aprende a ligar por whatsapp 

Los gurús del flirteo 2.0 lo tienen claro: la app más utilizada para comunicarse de modo virtual es una excelente herramienta para ligar. La receta es mucho humor, paciencia... ¡y nada de faltas de ortografía! 

20 de marzo de 2016. Actualizado a las 12:35 h. 10

0
0
0
0

El cortejo ha cambiado. Del flechazo a primera vista hemos pasado al enamoramiento a golpe de emoticono. Meg Ryan y Tom Hanks se estrenaron con el e-mail. Ahora, para estar conectados, no queda otra que descargar un chat en el móvil. Telegram, Snapchat y, sobre todo, WhatsApp, son las aplicaciones estrella. Unos instrumentos muy útiles que requieren su técnica. De la misma forma que ayudan a impresionar también pueden provocar el efecto contrario. David Jungle y George Massoni son los pseudónimos de dos jóvenes reconvertidos en gurús del flirteo 2.0. Ofrecen consejos en sus post de la revista online Good Life Play que también han plasmado en un ebook.

El primer paso es el más importante, y el más difícil. Conseguir el número. Después, empieza la acción. «Lo ideal es buscar lo que se tiene en común. Qué podemos aprender el uno del otro. Pasiones, experiencias u objetivos dicen de nosotros qué nos importa», apunta David.

Los más escépticos se preguntarán: ¿Quién liga por WhatsApp?. «Cualquier persona, a veces incluso sin buscarlo», aclaran. Los detalles priman. «Utilizar los emoticonos, ser creativos y graciosos, ¡no cometer faltas de ortografía graves!», previene David. «Aquí nos limitamos al lenguaje escrito, y son nuestras palabras las que dicen cómo somos y cómo entendemos la vida. Una foto de perfil adecuada suma. Pero lo más importante es que nuestro mensaje transmita un contexto alegre y seductor», puntualiza.

Un tema delicado son los halagos. «Hay que evitar los piropos porque sí. Están bien de vez en cuando, haciendo sentir valorada a la otra persona e imprimiendo un toque de sexualidad en ocasiones. No obstante, deben ser precisos, sinceros y justificados», advierte Jorge, o George, como prefiere que lo conozcan en las redes.

El error capital es la impaciencia. «Buscar concertar una cita antes de tiempo, malentendidos por no contextualizar bien, exceso de expresiones y preguntas comunes. Tenemos que buscar estímulos novedosos. Si no, aburriremos», dice David.

«Ligar por WhatsApp es el resultado de disfrutar relacionándote con esa otra persona. Hay que dejarse llevar. Si presionas cuando no toca, transmites desesperación. El humor y la paciencia son imprescindibles. Si no contestan esperamos a otro momento», explican.

¿El chat es un reflejo de cómo somos? «En gran parte sí, aunque no siempre. Hay personas estupendas a las que la comunicación escrita se les da fatal». Si hay éxito es aquí cuando entra en juego el tú a tú. 

Publicidad

Comentarios 0