Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Polémica por un «padrenuestro sexual» en una entrega de premios del ayuntamiento de Barcelona

«Sea santificado vuestro coño» o «hágase vuestra voluntad en nuestro útero» son algunas de las frases del poema, versión del padrenuestro, que se leyó

Europa PressBarcelona, 17 de febrero de 2016. Actualizado a las 16:29 h. 12

0
0
0
0

Polémica en Barcelona por la lectura de un poema que versionaba el padrenuestro con versos con contenidos sexuales.  El líder del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández, ha avisado este martes de que pedirá explicaciones y responsabilidades «a la persona que tuvo conocimiento y autorizó la vergüenza» que considera que representó el poema «Mare Nostra», que interpretó la poetisa Dolors Miquel en la entrega de los Premis Ciutat de Barcelona.

«Pediremos el cese de la persona que, por acción u omisión, consintió que en la pauta del acto se incorporara ese mal llamado poema, claramente ofensivo para muchos barceloneses, y fuera de lugar para la inmensa de los ciudadanos sean o no católicos», ha aseverado Fernández en rueda de prensa después de que este lunes abandonara la entrega de premios por el poema.

El poema que se leyó en la entrega de premios versiona el padrenuesto e incluye fragmentos como «Sea santificado vuestro coño», «Hágase vuestra voluntad en nuestro útero» y «No permitáis que los hijos de puta aborten el amor y hagan la guerra».

Ha avisado de que estudiarán si, «además de la reprobación política, pudiera haber una reprobación penal por el lugar, el contenido y el contexto», ya que ha señalado que se interpretó durante un acto institucional celebrado en el Saló de Cent del Ayuntamiento, que debe representar a todos los barceloneses, ha defendido.

Fernández ha pedido explicaciones a la alcaldesa, Ada Colau, y que valore unos hechos en los que asegura que «se confundió la libertad con el derecho a la ofensa y se manifestó una falta absoluta de respeto institucional» con un poema que ha calificado de esperpéntico y que considera que confunde la creatividad con el insulto.

«Lady Escrache Colau»

Ha advertido de que Colau no se puede amparar ni en una libertad ni en una creatividad que ve mal entendida, y ha avisado: «Que no nos dé ninguna lección de respeto 'lady escrache' Colau, que no ha demostrado respeto nunca, ni como activista antes de ser alcaldesa ni ahora».

El dirigente popular ha defendido que Ada Colau debe respetar todos los sentimientos y todas las creencias de los barceloneses, sean religiosas o no, y se ha preguntado: «¿Dónde están los límites? No es que traspasen líneas rojas, es que no las hay».

«Lo politizan absolutamente todo, pretenden adoctrinar siempre, y no dudan en recurrir al insulto y a la ofensa que, si siempre es gratuita, esta vez lo ha sido aún más», ha criticado Fernández, que ha aprovechado para recordar que el Rey Melchor de Sarrià-Sant Gervasi lanzó en la Cabalgata de Reyes una arenga política antimonárquica, en sus palabras.

Coraje ante el Islam

Fernández se ha preguntado: «¿Este coraje que tienen para insultar a la Iglesia católica, serían capaces de tenerlo para hacerlo con el Corán o descalificando la comunidad musulamana o el Islam? Me gustaría saber si también apelarían a esta libertad para versionar como hicieron con el padrenuestro los versículos del Corán».

Preguntado por si confían en que otros grupos municipales apoyen al PP para reprobar los hechos, ha dicho que él actúa por convicción independientemente del posicionamiento del resto -ha avisado de que no guardará silencio ni se quedará de brazos cruzados ante insultos y faltas de respeto- y, sobre si otros deberían haberse ido del acto, ha dicho: «Eso se lo pregunta al resto de concejales que se quedaron aferrados al sillón».

Sobre si el asunto es similar a la representación de Títeres desde Abajo de 'La bruja y Don Cristóbal' en Madrid, ha evitado entrar en comparaciones, y ha destacado: «No es lo mismo que lo hagas en una obra de teatro o en comedor de tu casa con amigos, es un acto institucional y retransmitido por televisión».

Después de que el Gobierno municipal haya iniciado los trámites para cambiar el nombre de la plaza Llucmajor por el de plaza de la República, Fernández ha sentenciado: «Los escarnios a la Corona, los revanchismos republicanos de una mal entendida memoria histórica y los guiños a la independencia pretenden esconder la incapacidad de Colau de gobernar».

Temas relacionados

Publicidad

Comentarios 0