Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Compromís no se integra en el grupo de Podemos, que se queda con 65 diputados en el Congreso

En Marea y En Comú Podem formarán parte del denominado grupo plurinacional, con libertad de voto y tiempos de palabra pactados. La candidatura valenciana se rompe y cuatro de sus diputados podrían acabar en el grupo mixto

La Voz | Agencias, 19 de enero de 2016. Actualizado a las 21:54 h. 27

0
0
0
0

En una negociación a contrarreloj, a Podemos se le ha complicado la composición de un único grupo, a pesar de las cesiones a sus candidaturas de confluencia en Galicia, Cataluña y Valencia. El rechazo de los diputados de Compromís a integrarse ha provocado que finalmente el partido de Pablo Iglesias haya registrado, a escasos minutos de que finalizase el plazo, un grupo formado por 65 diputados.

En este grupo se integrarán los diputados de las coaliciones En Marea y En Comú Podem y se llamará Grupo Plurinacional. El acuerdo supone un reparto de tiempos y del cupo de iniciativas y propuestas con las candidaturas de confluencia, aunque no serán grupos distintos.  En Marea, que durante la campaña y tras el 20-D insistió en que tendrían un grupo propio en el Congreso, se constituirá como agrupación parlamentaria propia. La número uno de la coalición gallega por Pontevedra, Alexandra Fernández, será inicilamente la portavoz de En Marea, aunque este cargo será rotatorio.

El presidente del grupo de Podemos parlamentario será Pablo Iglesias; como portavoz en el Congreso figura el número dos del partido, Íñigo Errejón; y como portavoces adjuntos la secretaria de coordinación de áreas, Irene Montero, y los diputados de En Comú, Xavier Domenech, de En Marea, Alexandra Fernández, y de Podemos en Valencia, Ángela Ballester. La secretaria general del grupo será la responsable de Análisis y Programa de Podemos, Carolina Bescansa.

Errejón, que ha comparecido con una hora de retraso por los problemas en las negociaciones,  ha definido el grupo parlamentario como un «grupo plurinacional de organización confederal», que contará en igualdad de condiciones con una agrupación parlamentaria catalana, gallega y valenciana, que tendrán portavoces, agenda y manejo de los recursos propios y que mantendrán su autonomía política. En el caso de la candidatura valenciana, únicamente formarán parte del grupo de Podemos los cuatro pertenecientes a la formación de Iglesias y la independiente Rosana Pastor, puesto que los cuatro de Compromís se han registrado por separado.

Rechazo de Compromís

Uno de los escollos en las negociaciones ha sido el rechazo de los diputados de Compromís Joan Baldoví y Marta Sorlí (Bloc Valenciá) a permanecer en el grupo del partido de Pablo Iglesias. De hecho, la coalición valenciana sí que ha presentado un escrito solicitando la formación de grupo propio, integrado por los cuatro diputados logrados en las provincias de la Comunidad Valenciana y del que Joan Baldoví sería el portavoz.

Joan Baldoví ha reconocido que el registro de este grupo es meramente testimonial, ya que son conscientes de que no cumplen los requisitos para formar grupo propio. Después de que la Mesa del Congreso rechace previsiblemente este grupo este miércoles, Baldoví ha explicado que se convocará a la dirección de Compromís para que decida si sus diputados pasan al grupo mixto o se adaptan a otra fórmula. 

Baldoví ha explicado que la decisión de no integrarse en el grupo de Podemos responde a que los nueve diputados de la candidatura de Compromís-Podem «estaban obligados» a defender el derecho a tener grupo propio por consideran que cumplían las condiciones. «Nosotros entendemos que éste era el mejor camino y otras personas creen que había que pasar página. Pero para poder pelear esto había que llegar hasta al final», ha reprochado Baldoví a los cinco diputados de Podemos. «Cuando alguien firma, firma y tiene que ser consecuente con aquello que firma. Hemos sido fieles a lo que firmamos hace un par de meses», ha añadido el diputado valenciano junto a sus tres compañeros con los que forman bloque.

Después de unas negociaciones con Podemos que ha calificado de «intensas, que no cordiales», ha dicho no sentirse «defraudado» por el camino «legítimo» elegido por sus socios, si bien se ha mostrado seguro de que «se encontrarán en el camino» y votarán junto la mayoría de las iniciativas «sin manías, ni rencores».

El grupo mayoritario en el Congreso será el del PP, que contará con 119 diputados, en vez de los 123 obtenidos en las elecciones, puesto que salen de él los dos diputados de UPN y el de Foro Asturias para integrarse en el grupo mixto, al igual que Pedro Gómez de la Serna, tras darse de baja del partido tras su caso de presunto cobro de comisiones a empresas. El segundo más numeroso es el PSOE, con 89 diputados, que pierde uno porque el representante de Nueva Canarias (NC), con el que concurrió en coalición en las elecciones en las islas, pasa también al mixto.

Ciudadanos tendrá espacio propio con 40 diputados, mientras que los nueve de ERC han registrado grupo con los dos de EH Bildu y los dos de IU, si bien estos han manifestado su intención de marcharse al mixto. Democràcia i Llibertat (DiL), con ocho diputados, y PNV, con seis, también tendrán cada uno su grupo separado. A expensas de que se aclare la situación de Compromís y de lo que decida finalmente IU, el grupo mixto quedaría integrado por UPN, Foro, Coalición Canaria y Gómez de la Serna.

Publicidad

Comentarios 24