Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Al ritmo al que se consume, la hucha de las pensiones solo tiene fondos para tres años

En los últimos cuatro años se han retirado en total 47.201 millones de euros

redacción / La Voz, 30 de enero de 2016. Actualizado a las 05:00 h. 35

0
0
0
0

La hucha de las pensiones se vacía sin, que de momento, se haya conseguido taponar una sangría que ha reducido a la mitad, en solo cuatro años, el dinero acumulado. Según el balance anual presentado ayer en el Consejo de Ministros, el fondo de reserva de la Seguridad Social acumulaba 32.481 millones de euros al cierre del 2015, frente a los 66.815 que llegó a atesorar en diciembre del 2011.

Creada para garantizar el pago de las pensiones en situaciones como la actual, en la que la intensa destrucción de empleo ha desplomado los ingresos por cotizaciones sociales, de forma que ya no cubren las 9,3 millones de nóminas que se pagan cada mes, la hucha de las pensiones permaneció cerrada hasta el 2012. En ese año, el actual Gobierno echó mano por primera vez de esta reserva, disposiciones que luego se han hecho recurrentes, especialmente en los meses de julio y diciembre, cuando además de la paga ordinaria, la Seguridad Social debe abonar a los pensionistas las dos extras anuales.

Así, en los últimos cuatro años se han retirado en total 47.201 millones de euros. Si la hucha no ha menguado en la misma medida es porque, durante este tiempo, el dinero restante, invertido en su mayoría en deuda pública española, ha seguido generando rendimientos que han mitigado el impacto de las disposiciones. En total, fueron 3.993 millones los ingresados el año pasado, que hacen un total de 12.060 en los últimos cuatro años. Desde la creación del fondo, en el 2000, se han generado más de 26.000 millones en intereses.

Pero esos rendimientos no garantizan la sostenibilidad a medio plazo de la hucha de las pensiones que, de mantenerse el ritmo actual de retiradas -en el 2015 el Gobierno realizó disposiciones por importe de 13.250 millones de euros, un 57 % más de lo presupuestado inicialmente por Empleo-, solo tendría fondos para aguantar otros tres años, hasta el 2018. .

Para este ejercicio la previsión es retirar 6.300 millones, una cifra que se antoja muy optimista dado el desfase entre lo presupuestado y lo realmente dispuesto en años anteriores y el desequilibrio financiero que aún mantiene la Seguridad Social. Y es que los bajos salarios de los nuevos empleos que se crean se traducen en un incremento mínimo de las cotizaciones, que no compensa la subida en la nómina media de las pensiones por las pagas más altas de los nuevos jubilados.

Publicidad

Comentarios 0