Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

En Galicia se crearon mil empresas más de las que cerraron el año pasado

Repuntan casi un 90 % las nuevas compañías de construcción especializada

Redacción / La Voz, 09 de enero de 2016. Actualizado a las 05:00 h. 4

0
0
0
0

Al contrario de lo que pasa con la población, que sigue en caída libre, en Galicia todavía nacen más empresas de las que mueren. En concreto, el año pasado se constituyeron 1.030 sociedades mercantiles más de las que optaron por bajar la persiana. Eso sí, aunque positivo, el saldo es sensiblemente inferior al registrado en el 2014, cuando la diferencia entre altas y bajas fue de 1.410, un 37 % más.

Y es que, a juzgar por los datos recogidos del Registro Mercantil por el Instituto Galego de Estatística, el ánimo emprendedor se ha ido enfriando conforme se enfilaba la salida de la crisis. Las 3.944 compañías creadas en el pasado ejercicio son un 7 % menos que las constituidas en el ejercicio anterior, a pesar del repunte registrado en diciembre.

Comercios y locales de hostelería siguen siendo las opciones mayoritarias entre los gallegos que se deciden a abrir un negocio, con 672 y 382 nuevas empresas, respectivamente. Aunque es en las actividades especializadas de la construcción donde a lo largo del 2015 se han visto más oportunidades de negocio, como demuestra el incremento del 87 % en la creación de empresas en este sector, que engloba la demolición y preparación de terrenos, las instalaciones eléctricas y de fontanería y el acabado de edificios, entre otras. Justo lo contrario ocurre con la construcción de edificios convencional, donde la creación de empresas cae casi un 62 % pese a los primeros signos de recuperación del precio de la vivienda y la reducción del stock de pisos sin vender.

Pocas emprendedoras

Los datos del IGE sirven también para certificar que el emprendimiento en Galicia sigue siendo, mayoritariamente, cosa de hombres. Dos tercios de las nuevas sociedades mercantiles constituidas el año pasado solo tienen socios varones y apenas dos de cada diez están exclusivamente en manos de mujeres, que solo tienen presencia (minoritaria o paritaria) en otro 9,7 % de las compañías creadas, ya que el resto está en manos de terceras empresas. De hecho, el porcentaje de emprendimiento femenino cayó un punto en solo un año.

En cuanto las sociedades que desaparecen, la estadística distingue entre dos etapas del proceso: la disolución (que no pone fin a la actividad, pero la limita solo a la liquidación) y la extinción, que supone la muerte de la empresa. En el 2015 hubo menos compañías que se vieron abocadas a la disolución, 1.493, lo que supone una reducción del 2 % respecto al ejercicio anterior, un dato que constata que la mejora de la economía ha aliviado la situación de las empresas. Lo que sí repunta, un 8,4 %, son las extinciones, hasta las 1.421, aunque en este caso se trata del cierre de procesos iniciados meses, si no años, atrás.

Caen los concursos

Otra muestra de que la recuperación está llegando al tejido empresarial es la reducción del número de concursos de acreedores. El año pasado suspendieron pagos en Galicia 295 compañías, un 27 % menos que en el 2014, según los datos recopilados por el gabinete de estudios de la agencia de rating Axesor.

A pesar del mal dato de diciembre (se registró un repunte del 15 %), la rebaja de los concursos en la comunidad supera en casi seis puntos la media estatal. En el conjunto del país se iniciaron en el año 5.115 suspensiones de pagos, el dato más bajo desde el 2010.

Por sectores, destacan los descensos en la industria manufacturera (29,1 %), en la construcción (25,8) y en el comercio y la distribución (18,4 %).

Eso sí, el porcentaje de empresas que logran sobrevivir al concurso sigue bajo mínimos: solo un 3,75 % consiguieron firmar un convenio con sus acreedores, a falta de que se cierren algunos procesos aún abiertos.

Publicidad

Comentarios 0