La Xunta elevará un 20 % el impuesto del patrimonio para captar 8 millones más

El PP acepta una propuesta del PSdeG inspirada en el modelo de Andalucía

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

El Gobierno gallego revisará al alza el impuesto sobre el patrimonio y lo hará a instancias de la oposición del PSdeG, que impulsó una iniciativa en el Parlamento dirigida a aplicar en Galicia unos tipos impositivos muy similares a los vigentes en Andalucía. Después de resistirse durante años a utilizar los tributos cedidos a la comunidad para incrementar la presión fiscal, el PP decidió esta vez apoyar la petición socialista lo que se traducirá en un aumento del 20 % de las tarifas que gravan el impuestos sobre el patrimonio.

El acuerdo entre el PP y el PSdeG se forjó ayer en la comisión parlamentaria de economía, a través de una enmienda presentada por los socialistas a la ponencia de los Presupostos de la Xunta para el actual ejercicio, que dentro de unos días serán elevados al pleno de la Cámara para su aprobación definitiva.

El portavoz de los populares, Pedro Puy, resaltó al término de la comisión la importancia del acuerdo alcanzado con el PSdeG -del que Alternativa y el BNG se descolgaron con la abstención- pues en su opinión «permitirá atender mellor a prestación dos gastos de carácter social e as políticas de emprego».

La revisión fiscal derivada del acuerdo parlamentario de ayer le permitirá a la Xunta recaudar en torno a 8 millones de euros más, que se sumarán a los en torno a 35 millones que ingresan cada año las arcas autonómicas por la liquidación del impuesto sobre el patrimonio.

Exención de 700.000 euros

Los tipos impositivos de este impuesto subirán un promedio del 20 %, aunque, como ocurría hasta el momento, se podrá descontar la vivienda habitual y el mínimo exento quedará situado en los 700.000 euros. Pero a los patrimonios que superen ese valor, una vez realizadas las deducciones, se les aplicarán tipos progresivos que van desde el 0,24 % al 3,03 %. De este modo, un patrimonio valorado en 1,33 millones de euros pagará una cuota de 10.328 euros y el que duplique ese valor y se sitúe, por ejemplo, en un valor de 2,67 millones, abonará 31.319 euros al año la hacienda autonómica.

Puy puso en valor el acuerdo y la revisión fiscal que lleva aparejada, tras argumentar que el impuesto sobre el patrimonio es el más redistributivo de todos los que tiene cedidos la comunidad. El portavoz del PP remarcó que su grupo y otros respaldan que se demande «un esforzo adicional aos [cidadáns] que máis teñen» para financiar los servicios públicos de los que más los necesitan.

La comisión parlamentaria de economía aprobó ayer la ponencia de los Presupostos de la Xunta, aunque el informe global solo contó con los votos del PP y el rechazo de PSdeG, AGE y BNG. Entre las enmiendas que incorpora el texto figuran varias de tipo técnico, pero también otras impulsadas por el PP para mejorar la transparencia y la posibilidad de fiscalización de las finanzas públicas, como es el caso de la enmienda impulsada para que solo los miembros del Consello de la Xunta, es decir, el presidente y los conselleiros, puedan tener asesores asignados, lo que excluye a todos los demás altos cargos.

La conselleira Elena Muñoz, al presentar los Presupostos. s. alonso