La literatura gallega empieza a venderse en gasolineras


Unha ducia de galegos es el título de un viejo libro en el que Víctor F. Freixanes conversaba con galleguistas como Otero Pedrayo, Luis Seoane, Celso Emilio Ferreiro o Carlos Casares. Desde este fin de semana, una nueva iniciativa de Freixanes se ha plasmado en una docena de lugares de Galicia, concretamente en doce gasolineras en las que ha empezado a venderse literatura gallega.

La idea surgió a raíz de la convocatoria del Premio de Narrativa Breve Repsol YPF, editado por Galaxia, y es precisamente en doce gasolineras de esta firma, repartidas por toda Galicia, en las que se pueden adquirir las obras de Miguel Sande Se algún día esa muller morta, ganador de la primera edición del premio, y de Anxos Sumai Así nacen as baleas, que recibió el galardón, dotado con 6.000 euros, hace unos días. Media docena de ejemplares de estos autores pueden verse muy cerca de las cajas registradoras, si bien Víctor Freixanes sostenía durante la entrega del premio que por parte de Galaxia «gostaríanos contar con 300 expositores en toda Galicia, porque esta é outra maneira de facer chegar o libro galego a todos os sitios».

Desde Repsol apuntan que la idea les pareció buena desde el primer momento y consideran que es una buena manera de fomentar la lectura. Elviña y O Burgo, en A Coruña, las áreas de servicio de Ameixeira, norte y sur, y San Simón en la autopista del Atlántico, Bouzas, en Vigo, Ferrol, Monforte, dos puntos en Ourense y otro en San Salvador (Lugo) son los lugares donde se instalaron los expositores de libros.

Votación
0 votos