La sepultura de Juan Darriba Fernández, el niño héroe, sigue igual de cuidada cien años después

Perdió la vida intentando salvar otra. Juan Darriba Fernández se convirtió en héroe el 9 de agosto de 1986 cuando murió intentando salvar a Josefa Fernández en la playa del Orzán. La mujer de 30 años se lanzó al mar sin saber que éste se iba a convertir en su mayor enemigo. Se agarró con tanto afán al pequeño que terminó hundiéndolo. Dos días después el pleno municipal le concedió la perpetuidad de la sepultura donde fue enterrado, además de entregarle 250 pesetas de la época a la familia. La sepultura del héroe se encuentra en el tercer departamento de San Amaro, sin verja, sin cruz pero con un mármol en el que se puede leer: «A los once años Juan Darriba por su reacción de intentar salvar a Josefa Fernández en la playa [...] por inminente peligro en que se hallaba y que le ocasionaron la muerte a tan malogrado héroe». En San Amaro, cien años después se sigue mimando su tumba, que siempre tiene flores, y el Ayuntamiento le dio nombre a una calle.

Votación
2 votos
Etiquetas
A Coruña ciudad Comarca da Coruña