Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Carlos Negreira deja la política activa y abre el relevo en el PP de A Coruña

El exalcalde cree que «en un país civilizado» continuaría en el gobierno local

A Coruña / La Voz, 28 de enero de 2016. Actualizado a las 05:00 h. 47

Ampliar imagen

Carlos Negreira junto a Diego Calvo, Beatriz Mato y Agustín Hernández entrando en el Hotel Attica 21

0
0
0
0

Carlos Negreira no se presentará a la reelección como presidente provincial del PP de A Coruña, y renunciará a su acta de concejal en ese Ayuntamiento y al escaño y la portavocía que ostenta en la Diputación Provincial.

El exalcalde coruñés comunicó este miércoles su decisión a la junta directiva del partido. Fue despedido con una ovación en pie.

Su sustituto será elegido en un congreso extraordinario que tendrá lugar, salvo sorpresa, el próximo 12 de marzo en el palacio de congresos Palexco de A Coruña.

Negreira explicó su decisión a la prensa inmediatamente después, acompañado de las conselleiras de Medio Ambiente, Beatriz Mato, y Medio Rural, Ángeles Vázquez. A su derecha se sentó el expresidente de la Diputación, Diego Calvo, que junto con el exalcalde de Santiago, Agustín Hernández, figuran en las quinielas para sucederle al frente del PP provincial; y a la derecha de Calvo estuvo la concejala coruñesa Rosa Gallego, que le sustituirá en la Diputación y parece la principal candidata para dirigir la oposición en María Pita.

El exalcalde insistió en que toma esta decisión por «coherencia personal». Recordó que ha estado al frente del PP provincial 11 años y que su compromiso era no presentarse a un tercer mandato en el Ayuntamiento. Insistió en «abrir un tiempo nuevo con un nuevo equipo sin ataduras de ningún tipo (...) toca creerse de verdad la renovación y lo creo totalmente», concluyó.

La renuncia de Negreira no será inmediata. Continuará como presidente provincial hasta el congreso y como edil hasta uno de los próximos plenos, posiblemente el de marzo. Su escaño pasará a María Luisa Cid, que ya fue edila entre el 2011 y el 2015.

Negreira defendió su labor. Recordó que el PP apenas tenía poder orgánico cuando llegó a la jefatura provincial y rechazó que los últimos resultados electorales hayan tenido que ver en su decisión. Subrayó que en A Coruña fueron la fuerza más votada y lamentó que «en un país democrático y civilizado estaría en el gobierno, aquí se ganan las elecciones y se está en la oposición».

Su marcha estaba anunciada desde después de las municipales, en las que el PP perdió la alcaldía de tres ciudades de la provincia, marcadas en A Coruña por la operación Pokémon -que dejó fuera a su mano derecha, el exedil Julio Flores-, y la reforma de la Marina, una obra de más de 50 millones para soterrar el tráfico. Ambos asuntos fueron muy criticados por la oposición.

El exalcalde no desveló su futuro. Dijo que seguirá «ayudando» a los populares y no volverá a su puesto de letrado en la Administración autonómica. Fuentes de su entorno ven probable que regrese a la actividad en el sector privado.

Temas relacionados

Publicidad

Comentarios 23