Rebumbio de andar por casa

Los alumnos que participaron en la prueba matemática tuvieron que resolver problemas de la vida cotidiana

$tituloImg.$pieImg

A CORUÑA 26/04/2014 07:00 h

El día a día de cualquier persona está lleno de situaciones en las que las matemáticas cobran un papel muy importante. Por este motivo, algunos de los problemas que ayer tuvieron que resolver los 72 participantes en la fase zonal del Rebumbio Matemático tenían relación con estas cuentas y, más en concreto, con las que todos los días se realizan al hacer la compra, aunque también se puso a prueba los conocimientos sobre fracciones y porcentajes.

Antonio González, uno de los coordinadores de esta edición, explicó que los seis problemas «foron do máis variado», y que el objetivo principal es que, además de resolver las pruebas, los alumnos se ayuden entre ellos, y que razonen. De hecho, en la puntuación que recibirá cada ejercicio no solo se valorará si lo han realizado adecuadamente, sino qué pasos han seguido y cómo lo han hecho, explicó el docente.

División de opiniones

«Al principio no entendía mucho, pero luego le cogí el tranquillo y era bastante fácil», confesó Ricardo Fernández, alumno de los Escolapios, cuyos compañeros, Manuel Fariña y Enrique del Castillo coincidieron en que «el problema más difícil fue uno de porcentajes y fracciones». Para José Gómez y Paula Iglesias sería un gran premio pasar a la fase final -que se celebrará el 23 de mayo-; y aunque alguno, como Ángel Gómez, reconoció que es bastante bueno con los números, «a veces doy algún patinazo».

Votación
2 votos
Tags