Celta

Más sensaciones que puntos

El Celta cierra el Tourmalet con buena imagen, pero solo un triunfo y un empate

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

El Celta acaba el Tourmalet con buenas sensaciones, confirmando que está para competir al máximo nivel pero con cuatro puntos como rédito en otros tantos partidos y con un punto de nueve en las tres últimas citas, lo que ha dejado al equipo sin colchón con respecto a la zona de descenso. El sábado iniciarán el Vallecas un tramo de calendario menos duro pero mucho más trascendental.

«No es el esperado, por lo menos un par de puntos más creíamos que podíamos sacar de una forma más o menos normal, el problema fue el pinchazo con el Deportivo pero lo otro se cabe esperar», comentó Bermejo a modo de análisis, puntualizando más allá de la estadística que el equipo había estado a la altura: «Hemos hecho buenos partidos y el trabajo que ha hecho el equipo era el que correspondía».

Herrera también considera que han aprobado el examen, aunque con pocos réditos. «Me gustaría tener más, pero es el que ha sido. No estamos entre los tres últimos, pero no es suficiente porque si siguiéramos a este ritmo entiendo que no mantendríamos la categoría», avisó el entrenador al tiempo que hablaba de las sensaciones del Camp Nou: «La derrota aunque sea con el Barcelona siempre hace daño, te deja algo pero del partido sacamos muchas más conclusiones positivas que espero que nos sirvan de cara al siguiente partido».

Sin secuelas

Lo más importante ahora es que este tramo de calendario no deje secuelas para el retorno a la Liga particular celeste, algo que descarta Bermejo: «Estoy convencido de que no va a dejar secuelas y menos a estas alturas, tenemos toda la temporada por delante y la línea de trabajo del equipo es la correcta».

Herrera añade que el tiempo de adaptación ha terminado y que el equipo ya conoce todos los terrenos posibles: «La primera parte de la Liga podríamos decir que ha sido de adaptación, con un final que hemos tenido de Madrid, Dépor y Barcelona y ahora no podemos seguir pensando igual. Ahora ya no hay excusa para ganar o perder, pero haciendo las cosas bien».

El primer reto será puntuar al fin a domicilio, tarea que se le resiste al equipo después de cinco salidas. «Nos falta sacarnos la espinita de puntuar fuera de casa para explotar definitivamente, y cuando esto suceda se verá a un Celta mucho mejor. La línea es positiva pero hacer falta sumar», comenta Bermejo.

Para finalizar un aviso del cántabro. Los próximos rivales no tienen el nombre de los grandes, pero no será fácil. «Ahora tenemos partidos que van a ser muy complicados y difíciles, no es fácil ganarle a ningún equipo y menos fuera de casa».