CD Lugo

El Lugo necesitará tres millones para ser sociedad anónima

Deberá completar esa cantidad para seguir en el fútbol profesional

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

El pasado 23 de octubre, los socios del Lugo aprobaron en Asamblea la iniciación de los trámites para convertir el club en sociedad anónima deportiva. Anteayer, el Consejo Superior de Deportes envió al club los datos sobre el capital mínimo a cubrir para completar la transformación: 3.015.000 euros. Si no lo consigue a 30 de junio, y aunque el equipo logre la permanencia deportiva, deberá abandonar el fútbol profesional camino de la Segunda B.

Ayer por la noche se reunía la directiva del todavía club rojiblanco para decidir los pasos a seguir. Lo inminente será marcar la cuantía de cada acción, que deberán ser ofrecidas a los actuales socios en una primera fase; para, más tarde, al resto de interesados.

El director deportivo rojiblancos, Carlos Mouriz, mostraba su resignación sobre la cifra fijada, y advertía sobre los peligros de no completar la conversión: «El 30 de junio está claro que el club tiene que estar convertido en SAD para, si lo consigue matemáticamente en el campo, salir la temporada que viene en Segunda. Si no se cubre, estaremos fuera».

Mouriz reconocía su desacuerdo por los criterios utilizados para establecer el cálculo del capital mínimo: «Yo sigo mostrando mi desacuerdo en la manera de fijar el capital social, que se fije en la media de presupuestos de los clubes, sacando el mayor y el menor, y no se descuente la deuda por ellos generada. Que un club como el nuestro, sin deuda de ningún tipo, tenga que depender de otros que han generado deudas, me parece un poco fuerte».

Un club de los socios

La voluntad del club es repartir, en lo posible, la masa accionarial entre los socios. Que el Lugo sea patrimonio de sus aficionados. «No tengo dudas de que la afición va a hacer un esfuerzo, y si realmente guardo un hilo de esperanza es por su compromiso con el club», recalcó Mouriz. «A mí lo que me gustaría es que el mayor número de socios y aficionados tuvieran presencia dentro del club», dijo, pero si no se logra, no cierran las puertas a la entrada de un inversor foráneo «que haga su inversión y después tome decisiones». «Lo que no puede ser es pedirle a la gente que tome las decisiones que tu quieres si no te has implicado con el dinero», resaltó.

No parece contar lo mismo con los organismos públicas: «De las instituciones espero poco. Las respuestas hasta ahora, desde mi modesto punto de vista, dejan mucho que desear. Me sorprendería que no echaran una mano, porque el Lugo se lo ha ganado. No pido un trato distinto a los demás, solo lo que ya se ha hecho con otros. Si alguien ha luchado por conseguirlo es el Lugo, que posee merecimientos suficientes para que se le tenga en cuenta».

Saber más...