Los mariscadores rechazan el lugar elegido para la fábrica de tubos

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

Los mariscadores del longueirón de Fisterra-ría de Corcubión, casi medio centenar que trabajan como buceadores, se oponen al lugar elegido para la fábrica de tubos prevista para Cee. Este rechazo no es nuevo, porque ya lo manifestaron cuando aún no se había concretado el lugar elegido para este proyecto, pero ahora que sí se sabe lo reiteran, por entender que les afecta directamente.

Casi la mitad de los profesionales asociados se entrevistaron ayer con la regidora de Cee, Zaira Rodríguez, y con el teniente de alcalde, Daniel Oca, para mostrarle sus discrepancias con esta instalación. Hoy por la tarde tienen previsto reunirse en la cofradía de Corcubión para preparar, y dar a conocer con mayor amplitud, los motivos de su rechazo.

Los mariscadores señalan que la zona elegida está catalogada como zona C, debido a la presencia de aguas fecales, pero esta situación puede cambiar y pasar a B o incluso A, y además creen que sucederá no muy tarde, a la vista de los muestreos que están realizado. En todo caso, su presidente, Francisco Caamaño, explica que sí está considerada como banco marisquero (el de Fornelos), y así aparece en los correspondientes planes, y la venta en ciertas condiciones es factible, aunque con precios muy bajos que, insiste, podría cambiar. Además, se trata de un área de refugio para seguir trabajando cuando el tiempo no acompaña. «É unha zona moi importante para nós», explica Caamaño.

Los buceadores aseguran que no están en contra de la fábrica de tubos, pero sí contra la ubicación planeada. proponen, como alternativa, el entorno de la desembocadura del río Brens, que no les afectaría. En la agrupación trabajan 49 buzos.

Más información Selección realizada automáticamente