Barbanza, en guardia frente al sida

En distintos puntos de la comarca se instalaron puntos informativos y se realizaron charlas para recodar a la población que la batalla contra el VIH no está ganada


02/12/2009 02:00 h

Aunque da la impresión de que las campañas en favor de la lucha contra el sida tienen ahora menos intensidad que hace unos años y que el VIH parece un problema menos importante que entonces, lo cierto es que, pese a los avances médicos, la cura de esta enfermedad es aún una utopía y la guerra declarada para evitar su avance está lejos de ganarse. Ayer, día mundial de la lucha contra el virus, quedó claro que Barbanza no baja la guardia y en distintos municipios se llevaron a cabo acciones encaminadas a concienciar a la población de que el problema sigue sin solucionarse.

Prevenir siempre es mejor que curar, y esta fue la idea en la que incidieron los colectivos que durante toda la jornada desafiaron a la incesante lluvia para concienciar a los barbanzanos, desde distintos puntos de información o a través de charlas, de la necesidad de protegerse para evitar contagios.

En Ribeira fue la asociación Renacer la que visitó los centros de educación secundaria del municipio para informar a los más jóvenes de todo lo relativo a esta enfermedad. En los recintos educativos se distribuyeron folletos y preservativos, al igual que en la calle General Franco, donde los viandantes que se acercaron a la mesa que se instaló se llevaron el lazo rojo con el que se identifica la lucha contra el sida. Además, el colectivo cuenta con una página web (www.asociacion-renacer.org) en la que hay más información y los usuarios pueden incluso plantear sus dudas.

Por la tarde, le tocó a los alumnos de los cursos de educación de adultos del instituto Número Un ponerse al día en todo lo relativo a la prevención del VIH, vinculada principalmente a la práctica del sexo seguro. La psicóloga María Iglesias fue la encargada de darles una charla, actividad que también se llevó a cabo en los tres institutos de Boiro, en este caso de la mano de Cruz Roja.

Este colectivo dio unas conferencias en Espiñeira, Praia Barraña y A Cachada, al tiempo que en la casa consistorial se instaló un punto de información accesible a cualquier persona. Por la tarde, esta mesa se trasladó a la sede de Cruz Roja en el centro social.

Cinefórum

En cuanto a Noia, la asamblea local de Cruz Roja organizó un cinefórum en relación con el virus VIH y su transmisión, mientras que el Concello también puso en marcha iniciativas propias.

A las puertas de la casa consistorial, el departamento de Sanidade instaló un punto de información y reparto de preservativos, y en un balcón de la casa consistorial se colgó un enorme lazo rojo.

Votación
0 votos