Lotería de Navidad: «A moitos dos que lle tocou fixeron a casa»

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.
José Fontoira muestra una copia del número que dejó en O Grove 200 millones de pesetas en 1982. m. miser

No fue el Gordo de Navidad pero como si lo fuera. En enero de 1982 la lotería del Niño tocó en O Grove y repartió 200 millones de pesetas de las de entonces entre 37 afortunados. Todos de la peña del Beiramar, que hoy es restaurante y entonces era solo bar, y cada uno de ellos se llevó 5.400.000 de pesetas. Muchos de los agraciados ya no están para contarlo pero los que todavía viven constatan que aquel dinero «tapou moitos buracos e axudou moito». Según relata José Fontoira Domínguez, «a moitos dos que lle tocou fixeron a casa». Fue su caso. A él y su cuñado Santi, los millones le permitieron acabar el edificio que hoy alberga el Beiramar. Pero no todo se invirtió en ladrillo. La Lotería le permitió viajar a Argentina con su familia «para que meu sogro vira a súa irmán», relata. Y el suyo no fue el único premio que llegó a la saga Fontoira Domínguez. Sus hermanos Ricardo y Antonio también se llevaron su cuota del billete de diez décimos, mientras que otros se quedaron con las ganas, por muy poco. Unas semanas antes de que los niños de San Ildefonso cantaran el 06549, varios miembros de la peña se dieron de baja y el 5 de enero de aquel año del Mundial de Fútbol se echaron las manos a la cabeza. No hay mal que por bien no venga. Otros ocuparon su lugar y pudieron comprobar que, a veces, los sueños se cumplen.

Más información

 

Saber más...