El subarriendo de las casetas del pulpo nunca estuvo permitido hasta este año

«Se puede pedir anular la subasta sin recurrir las bases», dice el abogado Pérez Lama


lugo / la voz 23/09/2016 05:00

Este año no solo cayeron de las bases de adjudicación del pulpo cláusulas clave como, por ejemplo, la acreditación de experiencia, sino que también desapareció el apartado en el que se prohibía expresamente la cesión de la concesión a terceros. Los cambios introducidos en la documentación, que luego rigió la subasta, permitieron la llegada de Javier Irimia, su empresa Bruxa Consulting y la posterior entrada de empresarios lucenses que habían quedado apeados porque el bancario de A Pastoriza pagó más.

«El Concello de Lugo va contra sus propios actos. En todas las licitaciones anteriores constaba que la solvencia técnica debería ser justificada con la acreditación de la experiencia del licitador en la gestión del negocio, la descripción de las instalaciones y una declaración indicando los medios materiales y personales con los que cuenta el licitador. Es más, en otra de las cláusulas se indicaba que estaba prohibida expresamente la cesión de la concesión a terceros. Ahora, no se regula la cesión, ni se establecen límites a la subcontratación. Por lo tanto, las diferencias entre el anterior proceso licitatorio son de especial trascendencia», expresó el abogado ferrolano Ricardo Pérez Lama después del estudio pormenorizado de las bases de este año y de los últimos. El letrado, que defiende a hosteleros de Lugo, reclamó la anulación de la subasta.

Para Pérez Lama tampoco pasa desapercibido otro llamativo detalle. «El Concello de Lugo, además de las condiciones para la licitación de las casetas y calderos del pulpo, publicó diferentes condiciones para las casetas de Gastroarte, las barracas, los puestos de venta del recinto ferial e incluso el alumbrado. En todos los casos, salvo en uno que es precisamente el que recurrimos, se contempla que las empresas licitadoras han de demostrar solvencia técnica y experiencia en el contrato», destacó el abogado.

Para el letrado ferrolano no valen las excusas dadas en varias ocasiones por la concejala de fiestas Carmen Basadre de que los hosteleros de Lugo no impugnaron las bases en su momento. «El Tribunal Central de Recursos Contraactuales recuerda que los pliegos que elabora la administración y acepta expresamente el licitador, al hacer su proposición, constituyen la ley del contrato y vinculan, según constante jurisprudencia del Tribunal Supremo, tanto a la Administración contratante como a los participantes en la licitación, sin perjuicio de la eventual apreciación ulterior de vicios de nulidad de pleno derecho. Es decir, es posible anular un anuncio de licitación, un pliego o un documento con motivo de la impugnación de otro acto distinto como la adjudicación o exclusión», indicó el letrado que está a la espera de que el Concello de Lugo se pronuncie para ir a la vía judicial en caso de no aceptar la anulación.

«El Concello de Lugo va contra sus propios actos», asegura el defensor de los hosteleros

El letrado advierte que el Concello pide solvencia técnica para todo, menos para el pulpo

Votación
2 votos
Etiquetas
Comentarios