Dos acusados se desmarcan de un alijo de cocaína oculto entre bloques de granito

Esteban G. A. y Fernando G. M. negaron ayer cualquier vinculación con un cargamento de casi noventa kilos


Pontevedra / La Voz 19/10/2016 05:00

Tanto Esteban G. A. como Fernando G. M. negaron ayer cualquier vinculación con un cargamento de casi noventa kilos de cocaína que iba oculto en un contenedor que transportaba bloques de granito para la construcción. Mientras que para este último la Fiscalía solicita trece años de prisión -le aplica la agravante de reincidencia-, para su compañero de banquillo pide diez años, si bien tales penas podría variar en función de lo que ocurra hoy, última jornada de la vista oral, en la Audiencia de Pontevedra.

En su declaración de ayer, Esteban G.A., aseguró que constituyó su empresa con la intención de «exportar piedra, pero nunca para importarla». Añadió que desconocía todo lo relativo al envío de los bloques de piedra desde Chile y, de hecho, sostuvo que tampoco tenía idea de porqué había estado recluido en prisión provisional.

Por su parte, Fernando G. se desmarcó por completo de la sociedad de su compañero de banquillo. Cuestionado por el fiscal por el hecho de que se localizasen en su casa unas cincuenta tarjetas SIM para móviles, señaló que era una situación derivada de su trabajo como agentes comercial por toda España: «Es algo normal en mi casa», añadió.

De igual modo, tachó de «juguete» el inhibidor de frecuencia que los investigadores decomisaron en su vivienda .

El fiscal mantiene que la operación diseñada por ambos encausados no fraguó porque, el 5 de julio del 2012, las autoridades aduaneras de Chile, a petición de la Fuerza Especial de Lucha contra el Narcotráfico de Bolivia, inspeccionaron el contenedor localizando la cocaína.

Votación
0 votos
Etiquetas
Audiencia de Pontevedra Narcotráfico Chile Bolivia
Comentarios